Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Ficha de Haruna Otonashi [proceso]
Mar Feb 23, 2016 3:27 am por Grant || Kiyama Hiroto

» ¤ Nanobana Kinako || Ficha
Mar Feb 23, 2016 2:58 am por Grant || Kiyama Hiroto

» ¤ Un día... interesante || Nagumo
Mar Feb 23, 2016 2:48 am por Grant || Kiyama Hiroto

» Lista de Personajes Ocupados.
Lun Feb 22, 2016 8:12 am por Grant || Kiyama Hiroto

» Ficha de Shuya Goenji ( en progreso)
Lun Feb 22, 2016 8:11 am por Grant || Kiyama Hiroto

» Reglamento General.
Miér Feb 10, 2016 1:49 am por Shuya Goenji

» Hi Hi lokis cabras
Lun Feb 08, 2016 11:36 pm por Burn || Nagumo Haruya

» No molestar [LIBRE]
Jue Nov 12, 2015 12:08 am por Baddap Sleed

» Baddap Sleed // Ficha.
Sáb Nov 07, 2015 1:00 am por Grant || Kiyama Hiroto

¿Quién está en línea?
En total hay 1 usuario en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 1 Invitado

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 8 el Jue Oct 15, 2015 3:16 am.
Inazuma Gakuen(c)
Los personajes utilizados en el foro pertenecen total y completamente a Level 5. Las imágenes ocupadas en el diseño del foro se atribuyen a la red y la edición de éstas para su uso exclusivo de Inazuma Gakuen se atribuyen a Grant || Kiyama Hiroto. Skin hecho mediante tutoriales por Mattsu Ishida (c).

C'mon, let's go! Run, run run! OH MY GOD, IT'S THE RECTOR! [Libre]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

C'mon, let's go! Run, run run! OH MY GOD, IT'S THE RECTOR! [Libre]

Mensaje por Burn || Nagumo Haruya el Lun Oct 12, 2015 9:56 am

'Corre corre, la guaraca, el que mira para atrás, se le pega la pela'

Aun recordaba haber escuchado eso de un par de niños argentinos cuando estaba recorriendo la isla Liocott, ellos solo jugaban a perseguir al otro, pero él... Él solo escapaba del rector, esto era más que un simple juego de niños.

Hace unos minutos había empezado había sonado la campana para entrar a clases, Osamu se había encargado de dejarlo en la puerta de la institución para que no se escapara y provocara más problemas de los que ya tenía en Sun Garden. Solo tenía una sola escapatoria: Correr por los pasillos hasta llegar al salón abandonado para esconderse y dormir hasta que las clases pasaran, pero para eso tenía que pasar al rector. –¡Cuidadoooooooo!– Gritó mientras pasaba entre unos estudiantes, empujándolos de paso, ésto sirvió para que el Rector tropezara y le diera más tiempo de escapar.

Cuando creía haber perdido al rector se relajó, correr por los pasillos era algo difícil al estar -La mayor parte- transitados. Todo parecía tranquilo ahora hasta que su camisa se enganchó con algo y cuando iba a ver qué era cosa era o quién era la persona con la que se había "Enganchado"... –¡Señor Nagumo!– Escuchó a lo lejos, ya no tenía tiempo para ver quién era la persona ni con qué se había enganchado. –Mierda... C'mon, let's go! RUN, RUN, RUN! OH MY GOD, IT'S THE RECTOR!– Gritó en inglés [Que manejaba muy bien, por cierto] mientras tomaba la muñeca del desconocido y lo obligaba a correr con él.

Corrieron prácticamente por todo el Instituto, esquivando gente y saltando mesas incluso [¡Al pelirrojo se le hizo gracioso saltar por una ventana!] Hasta que Haruya por fin encontró el bendito salón abandonado y se escondió ahí, obligando al desconocido a esconderse con él. –Creo que nos hemos salvado el culo mutuamente, así que no te debo una disculpa y por fin podemos arreglar lo de mi camisa.– Dijo rápidamente para luego tomar una gran bocanada de aire, la carrera lo había dejado demasiado agotado, más por el hecho de que ahora tenía un rehén. –Por cierto... ¿Quién eres?– Preguntó ya que por la oscuridad no podía distinguir casi anda, sabía que hasta ese momento lo más visible eran sus ojos que siempre parecían brillar en la oscuridad.








Burn || Nagumo Haruya
Admin

Mensajes : 43
Fecha de inscripción : 09/10/2015
Edad : 19

Ver perfil de usuario http://inazuma-gakuen.foroactivo.com.es

Volver arriba Ir abajo

Re: C'mon, let's go! Run, run run! OH MY GOD, IT'S THE RECTOR! [Libre]

Mensaje por Gazelle || Suzuno Fuusuke el Mar Oct 13, 2015 5:15 am

Hacia poco habían comenzado las clases y tenía el presentimiento de que, como siempre, Haruya estaría haciendo un gran alboroto por no estar presente. Realmente poco le importaba, no tenía nada que ver con el albino. Ahora, se preparaba para ir a su siguiente clase, le era muy necesario asistir ya que pronto, en unas semanas habría un examen en el cual no se permitiría fallas por nada del mundo. En su espalda llevaba su bolso, el cual contenía sus libros, cuadernos, estuche con lápices y su almuerzo preparado por él mismo.

Detestaba caminar por los pasillos cuando había tanta gente, era casi imposible poder moverse y avanzar *Tsk* su parpado inferior derecho se movió en señal de que comenzaba a molestarse. Se arregló su cabello que comenzaba a estorbar su visión, en ello, a lo lejos, ve que alguien se acerca corriendo muy deprisa y más atrás se veía que detrás de él alguien iba persiguiéndolo. Dedujo que era Haruya y nuevamente le daba un recorrido express al rector o quizás era el calentamiento para el día de hoy.
Se escondió detrás de un saliente, quería reírse un poco de la situación, pese a que era cosa de cada día, no se aburría cuando los docentes y el rector hacían el gran esfuerzo por alcanzarle. Gran error. Burn es tan rápido gracias a sus entrenamientos y para que el pelirrojo se cansara, habría que hacerle correr unas 100 vueltas a la cancha del instituto.

Sin darse cuanta Haruya se detuvo delante del albino y este por primera vez iba a ayudarle a escapar; jaló de su camisa pero el pelirrojo cuando iba a mirar quien era, éste se giró hacía donde provenía la voz de quien lo llamaba. Todo fue muy rápido y sin lograr soltarle, terminó escapando hasta llegar a un salón abandonada del instituto. Con su respiración agitada debido a que como al prófugo de su amigo se le ocurrió la brillante idea de saltar mesas e ¡incluso por la ventana! El albino se había tensado por el recorrido.
Soltó la camisa del pelirrojo y con ambas manos buscaba una pared ya que el lugar estaba en total oscuridad y como si tuviese luz propia, lo único que se veía o lograba ver con facilidad, eran los ojos de Nagumo como si de un felino se tratase --Haruya, acabas de unirme a tu fuga –dijo el albino como si nada pero en el fondo, estaba arrepentido de haber tomado a Haruya por la camisa… Va a perder la clase y para colmo, en su carrera, Gazelle chocó bastantes veces, sin mencionar que en más de una ocasión le llegaron objetos al rostro y éste estaba un tanto colorado por los golpes.

Gazelle || Suzuno Fuusuke
Admin

Mensajes : 32
Fecha de inscripción : 09/10/2015

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: C'mon, let's go! Run, run run! OH MY GOD, IT'S THE RECTOR! [Libre]

Mensaje por Burn || Nagumo Haruya el Miér Oct 14, 2015 1:02 am

–Haruya, acabas de unirme a tu fuga.–

Un agradable escalofrío recorrió su espina dorsal, conocía de memoria esa voz, ya no era necesario ni siquiera verle, pero... Podría desatar a la bestia en cualquier momento. Había arrastrado con él a su mejor amigo, uno de los mejores de la clase, al más cuidadoso con las materias; había sacado al 'chico perfección' para saltarse una clase. –Así que eras tú, Congelador con patas.– Comentó con gracia, sabía de sobre que pronto habría un examen de matemáticas y que su mejor amigo se lo saltase era una catástrofe, estaba esperando ya reclamos o algo, de igual manera tendría que tener cuidado; si el de ojos azul cielo levantaba la voz más de lo normal, podría atraer la atención del rector. –No es tan malo que te saltes una que otra clase, deberías relajarte un poco más.– Agregó sin dejar ese tono burlón que tanto lo destacaba además de su cabello y ojos, la verdad es que él estaba relajado, por lo general le pedía los cuadernos a Midorikawa hasta que éste accedía a prestarle los apuntes, así era como estudiaba, después de todo mal estudiante no era.

Quizá algo bueno podría sacar de la situación, claramente no podrían prender las luces ya que, al ser un salón abandonado, era el único al que habían dejado sin energía eléctrica; quizá podría asustar al albino, hacerle cosquillas. –"Abrazarlo"– Pasó por su mente, pero desechó la idea moviendo la cabeza hacia ambos lados rápidamente, ¿Por qué ese tipo de pensamientos tenían que venirse a su cabeza? –"Pudo haber sido peor como besarlo o..."– Y con solo pensar eso se sonrojo, ya estaba divagando demasiado, no podía tener ese tipo de pensamientos con su mejor amigo por más cliché que sonase. –E-En fin...– Murmuró para luego toser, había tartamudeado y eso no era bueno, Nagumo Haruya nunca tartamudea. –Yo siempre duermo luego de escapar de clases, ahí ves tú que puedes hacer... Si puedes caminar sin tropezar.– Y comenzó a reír olvidando que estaba nervioso; él por suerte se sabía el salón de memoria, por lo que no le costó caminar hacia su pupitre favorito y dejar la mochila ahí, luego de eso se recostó tranquilo. Pasaría mucho tiempo antes de que el albino diera con él, después de todo él mismo había modificado el salón para que todos tropezaran en caso de que lo descubriesen. –"La ventajas de escaparse de clase."– Pensó mientras se estiraba como un gato, tendrían por lo menos cuatro horas antes de poder salir tranquilos del salón sin ser vistos como bichos raros o como esos adolescentes que se esconden en los baños a tener sexo.








Burn || Nagumo Haruya
Admin

Mensajes : 43
Fecha de inscripción : 09/10/2015
Edad : 19

Ver perfil de usuario http://inazuma-gakuen.foroactivo.com.es

Volver arriba Ir abajo

Re: C'mon, let's go! Run, run run! OH MY GOD, IT'S THE RECTOR! [Libre]

Mensaje por Gazelle || Suzuno Fuusuke el Miér Oct 14, 2015 11:34 pm

No veía un carajo, esa sala de clases estaba abandonada hace ya bastante tiempo, incluso habían cortado el suministro de luz hacía la misma. Para colmo, había demasiado polvo producto del desuso del salón y el polvo acumulado con el tiempo, daba picor en la nariz del albino y se le podía oír estornudar, un estornudo suave y casi silencioso, un estornudo comparado con el de los gatos. Acercó su bolso, lo abrió guiándose por el tacto, introdujo una de sus manos y extrajo un paquete de pañuelos desechables y así limpiarse la nariz –No es que no quiera relajarme, sólo no quiero terminar como tú, Nagumo– el albino terminaba de limpiarse la nariz mientras decía el nombre del pelirrojo, para luego guardar en un compartimiento de su bolso que lo tenía dedicado a basura: como papeles que botaría más tarde.
Se puso de pie con un poco de dificultad debido a la falta de luz, teniendo sumo cuidado en no chocar ni mucho menos de botar algo que hubiese en el lugar, se encaminó buscando a Nagumo en la oscuridad.
El peliazul claro no tuvo gran suerte, pues chocó con unas cajas que habían a su paso, causando que éste cayera al suelo junto a las cajas e hiciera un gran ruido al caer
–¡TSK! – Había caído de bruces al suelo y su bolso en algún lugar fue dar. -- ¡Argh! Nagumo ¿Dónde estás? No veo nada – se quejaba el albino mientras se enderezaba y limpiaba sus ropas.

Si fuese por no querer meterse en problemas (más de la cuenta), saldría del salón he iría a la clase de matemáticas pero era muy seguro que el rector lo había visto escapar con Burn y de seguro se meterían en problemas y llamarían a Osamu… Prefería perder una clase a tener que escuchar los sermones de Saginuma
--¿Cómo duermes en éste lugar? – estiraba os brazos con lentitud y daba pasos con cuidado para no volver a dejar un desastre. De vez en cuando, chocaba con sillas, mesas y la pared; al menos al chocar con la pared, podía guiarse mejor y así no estar chocando con cuanta cosa hubiese en el lugar. Entre más respiraba, más le picaba la nariz y la garganta, comenzando a toser.
Estaba nervioso, las manos le temblaban y sudaban frío. El albino se lo atribuyó al haberse saltado una clase, siendo su primera vez en esto; no podía dejar de pensar en qué harían Hitomiko u Osamu si llegasen a saber que él, Fuusuke, se había saltado una clase. Lo más probable era que pensaran que al fin Haruya comenzaba a ser una muy mala influencia en él y lo cambiarían a otro instituto. No. No podía dejar que eso pasase, no iba a permitir que nadie lo separara de Nagumo. Suspiró largo y tendido, entendía que tuviese cariño al tonto y descerebrado de Nagumo pero realmente no comprendía que le fuese a afectar tanto que lo separaran del oji-ambar. Ahora solo intentaba encontrarlo y golpearle.

Gazelle || Suzuno Fuusuke
Admin

Mensajes : 32
Fecha de inscripción : 09/10/2015

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: C'mon, let's go! Run, run run! OH MY GOD, IT'S THE RECTOR! [Libre]

Mensaje por Burn || Nagumo Haruya el Vie Oct 16, 2015 10:09 am

No podría ni siquiera descansar teniendo al albino dentro de ese salón haciendo tanto ruido, podrían llamar la atención del rector en tan solo 5 minutos si el albino seguía reclamando en voz alta y botando todo a su paso, a parte de estornudar... Aunque ésto no lo hacía fuerte, Suzuno solía estornudar como un pequeño gato. Por leves momentos se dejó llevar por la imagen de Suzuno hecho una bola de pelos blanca. –"Sería mucho menos molesto así."– Suspiró pesadamente y dejó su cómoda 'almohada', incluso se dio el tiempo de estirar nuevamente su cuerpo como un gato y levantarse con pereza; caminar donde estaba el contrario quizá sería más difícil ahora que habían obstáculos que no eran visibles para él.

Dio pasos apoyando el talón primero y la punta del pie después, había aprendido esa técnica cuando robaba comida en las madrugadas de verano con Midorikawa sin siquiera ser descubiertos [Aunque claramente el peliverde era descubierto por la cantidad de envoltorios que obviamente no escondía] Con el paso del tiempo se había acostumbrado a caminar así en "Momentos de peligro" como solía llamarle y así fue como llegó justo detrás de Suzuno; llegar hacia él había sido más fácil de lo que creía gracias a sus movimientos cuidadosos. –Eres...– Palpó con cuidado el torso del chico hasta llegar a la cintura, ahí se detuvo y con ambas manos lo tomó, como si realmente el chico fuese a emprender una fuga. –Una gran molestia, Blanca Nieves.– Comentó arrastrando las palabras con burla, amaba decirle Blanca Nieves porque ese apodo era uno de los que más molestaba a Fusuuke, a parte de que le encajaba a la perfección por ser tan limpio y cocinar tan bien.

Trató de mover al chico de la manera más delicada posible, pero su naturaleza en sí era tosca. –Si nos movemos al puesto donde estaba, dejarás de estornudar tanto, hielito.– Así el albino cooperaría con su acción y podrían llegar mas rápido. En su mochila traía medicamento para alergias, las traía ya que él -al igual que Suzuno- también era alérgico al polvo, aun recordaba el martirio que sufrió cuando descubrió el salón, había pasado estornudando por lo medio hasta que acabaron las clases. Ahora venían cosas complicadas, debía llevar al albino hasta su pupitre, convencerlo de que lo que iba a dar no era droga y mantenerlo callado durante las siguientes 4 horas, ¿Cómo haría eso? Ya se le ocurriría algo, aun así debía ser muy precavido, un paso en falso y el de ojos azul cielo podría poner toda la situación en su contra. –"Prefiero que me golpee antes que empiece con sus juegos mentales."– Pensó, sintiéndose ligeramente masoquista, ¿Quién en su sano juicio preferiría que lo masacraran -técnicamente- en vez de caer en un juego mental? Claramente Haruya.

–Procura caminar pisando con el talón primero y luego la punta de tu pie, así reduces un poco el ruido que haces con tus zapatos de tacón, intento de princesa Elsa.– A pesar de todo, disfrutaba de molestar al chico aun estando en este tipo de situaciones; Haruya siempre encontraba los momentos menos apropiados para molestar al chico, disfrutaba enormemente de hacerlo rabiar y de escuchar sus reacciones y/o sentirlas en caso de que lo golpeara como siempre.








Burn || Nagumo Haruya
Admin

Mensajes : 43
Fecha de inscripción : 09/10/2015
Edad : 19

Ver perfil de usuario http://inazuma-gakuen.foroactivo.com.es

Volver arriba Ir abajo

Re: C'mon, let's go! Run, run run! OH MY GOD, IT'S THE RECTOR! [Libre]

Mensaje por Gazelle || Suzuno Fuusuke el Vie Oct 16, 2015 6:52 pm

En su mente, no se detenían las maldiciones para su amigo, de una u otra forma, por más que quisiese golpearlo no podía… o más bien, no debe.
Teniendo una mano apoyada en la pared para, al menos, saber que está seguro, no se percató de la aproximación del oji-ámbar hasta él. El contacto con la mano de Nagumo en su pecho causó que el albino se asustase por unos segundos pensando que había alguien más en el lugar pero luego, se sumó otra mano y ambas estaban en su cintura. El corazón de Suzuno se detuvo por lo que parecieron segundos; las manos de Nagumo siempre estaban cálidas, lo opuesto a él, esas sensaciones de confort al estar tan cerca de su amigo causó que se tensara un leve rubor apareciera en su rostro. Estuvo a punto de golpearlo con el puño en la mejilla pero logró contenerse.

Bien sabía lo que ocurría con Haruya, tenía claro que le gusta, que se enamoró de su amigo pero no dejaría que tal sentimiento le nublase la mente en situaciones como esta. Era tal su nerviosismo que siquiera tomó en cuenta el hecho de que le estaba llamando Blanca Nieves, que por cierto lo detesta más que a “congelador con patas”. Decidió que era mejor así, hacer caso a lo que le pedía Burn y así no atraer a nadie.

Caminando como le había indicado Nagumo, y con tan cálidas manos en su cintura, su mente le jugaba bromas crueles y demasiado vergonzosas. Como si éste fuese a “violarlo” en medio del salón. Claro que no sería violación. Se preguntaba qué tan cálido sería dormir con él, o qué tan buen besador podría llegar a ser. Sacudió su cabeza como un intento de lanzar lejos aquellas ideas absurdas. Debía detener esos estúpidos pensamientos pronto,
si continuaba teniendo tales ideas en su cabeza, más serán sus ganas de golpearlo, por causarle tales ideas obscenas  en su mente.  

Habían logrado llegar al asiento preferido del pelirrojo sin ningún problema. Realmente esa forma de caminar tan sigilosa es bastante buena, podría usarla cuando quisiese vengarse de Nagumo mientras duerme
 –¿Dónde aprendiste a caminar así? – en un susurro totalmente audible para el contrario. Por suerte logró controlar su voz temblorosa, así no  tendría otro motivo para que fuese molestado.

Ya había ocasionado ruido suficiente con su caída y reclamos de modo que fue regulando su voz para que no se escuchase demasiado fuerte
–Me sorprende que pudieses ordenar éste lugar de una forma tan estratégica. Tienes la cabeza muy hueca como para que se te ocurriese solo ¿Seguro no te ayudó Nepper o Shigeto? – quería alejarse pronto de Nagumo, apenas pudo ser soltado de su cintura, tomó distancia del pelirrojo. Ya había tenido suficiente con que le tomase de esa forma tan cursi.

Gazelle || Suzuno Fuusuke
Admin

Mensajes : 32
Fecha de inscripción : 09/10/2015

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: C'mon, let's go! Run, run run! OH MY GOD, IT'S THE RECTOR! [Libre]

Mensaje por Burn || Nagumo Haruya el Sáb Oct 17, 2015 10:23 pm

Ignoró olímpicamente el chiste de mal gusto de su mejor amigo, la verdad es que gracias a que se juntaba con estrategas como el chico punk de su clase [Aunque en verdad detesta su forma de hablar, a veces es bueno escucharle.] y chicos mayores que, para escapar de clases, debieron aprender a hacer estrategias útiles fue que él mismo logró ordenar todo para que la gente cayera y no lo encontrara. El albino inutilmente trató de alejarse de él, como si su tacto realmente quemara. –"Y no me sorprendería."– Después de todo él era fuego y Suzuno era hielo, le dio risa su propio comentario, a veces podía ser tan gracioso.

–¿Recuerdas que siempre encontraban a Midorikawa con comida en la cama y no sabían como y cuando la robo?– Preguntó con un deje de indiferencia, lo que iba a rebelar podrían usarlo en su contra, pero lamentablemente ya confiaba demasiado en el albino como para guardarle secretos... Exceptuando eso de los sentimientos, era tan receloso con eso que incluso prefería ni pensar en ellos. –Bueno, los dos aprendimos a caminar de esa forma para robar comida, a mi nunca me encontraron nada claramente.– Y se dio el gusto de sonreír con sorna a pesar de que su acompañante no podía verlo; había escuchado claramente los zapatos de tacón de su amigo, aun así debía comprobar por tacto que estaba ahí. Con calma se acercó a él y comenzó a palpar nuevamente hasta llegar a la diminuta cintura de éste, no tuvo compasión a la hora de moverle y lo dejo en la silla donde no había polvo; pudo haberle hecho la broma de ponerlo en el pupitre y abalanzarse sobre él, pero estaba más que claro que de ahí en adelante no se iba a poner detener gracias a esos estúpidos sentimientos que guardaba hacia el albino y porque era una fantasía sexual que no realizaría... Al menos por ahora.

–Escucha, hielo con patas.– Susurró mientras palpaba hasta encontrar el pupitre donde estaba su mochila, cuando la encontró comenzó a revisar donde había dejado el medicamento, aunque sería difícil con tanta estupidez que traía en su bolso. Luego de 2 minutos encontró el envase y lo sacó junto con una botella de agua que guardaba para tomarse el medicamento. –Te tomarás esto sin reclamar, así dejarás de ser una molestia.– Y le tiró ambas cosas; sabía que el chico quizá no la tomaría y no quería recurrir al plan B.

–"Si pongo en marcha ese plan, se distanciará de mi..."– Le dolió, algo en el pecho le dolió tanto como cuando lo vio llorar. Suzuno era demasiado importante para él -Aunque no quisiese admitirlo.- Y fingir indiferencia tampoco era muy lo suyo, menos con alguien con quien ha compartido tanto. –"Putos sentimientos."– Pensó mientras pasaba su lengua suavemente por sus labios, éstos no tenían herida alguna, estaban tan suaves que llevaba a desesperar. Finalmente se hartó de sentirlos tan suaves y los mordió con fuerza hasta que se hizo una pequeña herida que le ardió por leves segundos, esa herida y la sangre lo mantendrían concentrado por ahora... No quería pensar más idioteces.








Burn || Nagumo Haruya
Admin

Mensajes : 43
Fecha de inscripción : 09/10/2015
Edad : 19

Ver perfil de usuario http://inazuma-gakuen.foroactivo.com.es

Volver arriba Ir abajo

Re: C'mon, let's go! Run, run run! OH MY GOD, IT'S THE RECTOR! [Libre]

Mensaje por Gazelle || Suzuno Fuusuke el Lun Oct 19, 2015 5:01 am

Volvió a estornudar producto del polvo pero esta vez había notado que ya no había tanto como en el resto del salón. Había pensado en alumbrar, aunque fuese un poco, con la pantalla de su celular. Pero luego recordó que lo había guardado en su bolso el que había perdido en medio del salón *Maldición…* Necesitaba ver dónde se encontraba su amigo, no podía quedarse tranquilo sabiendo cómo es él. Era muy  obvio para el albino que Nagumo pensaría en molestarlo de algún modo y, estando tan oscuro, sería muy fácil. Teniendo toda las ventajas en este lugar.
La explicación que le dio su amigo de cómo había encontrado el modo de no hacer ruido causó que, después de mucho tiempo, entendiera por qué a Midorikawa siempre le regañaban tanto. Eran tan descuidado que no botaba los envoltorios de los dulces. También entendía porque habían veces en que Nagumo salía con grandes bolsas de basura de su cuarto. Soltó un suspiro pesado, el que fue bruscamente cortado por la mano que su compañero, que buscaba al albino, tomándolo por la cintura y empujarlo para que cayera a una silla. Por unos momentos, realmente que Nagumo estaba pasándose películas y que haría un total locura. Pudo bajar su rubor pero ahora tenía el ceño fruncido y una clara molestia por las imprudentes acciones de éste. Luego, le aventó una caja junto a una botella
–“Escucha, hielo con patas. Te tomarás esto sin reclamar, así dejarás de ser una molestia.”– ¿Qué le hacía pensar a ese imbécil de Nagumo que le haría caso si siquiera ha dicho que es? Sin pensarlo, dejó ambas cosas sobre una mesa que comprobó que no tenía nada de tierra y comprendió que lo había llevado al lugar en el que él se suele sentar y dormir cuando se salta las clases –Mejor ayúdame a buscar mi bolso – estornuda unas cuantas veces. Hace una pausa para poder respirar y ¡Mierda! su nariz comenzaba a taparse por culpa del exceso de polvo. No le quedó otra que forzar la inhalación un poco para lograr respirar –En el tengo algunos pañuelos desechables –no iba a caer en las bromas tontas e infantiles de Nagumo.

Con cautela, se levantó del asiento y haciendo un inútil intento por encontrar con la vista al oji-ámbar miró hacia los lados, luego optó por extender su brazo derecho y así poder encontrarlo. Primero, rozó el brazo izquierdo de éste por lo que lo tomó y se acercó lo suficiente como para quedar a unos palmos del rostro del contrario pero obviamente el albino no sabía lo tan cerca que estaban –No querrás que  haga un escándalo y atraiga al recto, Nagumo – amenazó en un susurro totalmente audible para ambos esperando a que Burn aceptase sin reclamo alguno.

Gazelle || Suzuno Fuusuke
Admin

Mensajes : 32
Fecha de inscripción : 09/10/2015

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: C'mon, let's go! Run, run run! OH MY GOD, IT'S THE RECTOR! [Libre]

Mensaje por Contenido patrocinado Hoy a las 1:01 pm


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.